27 ene. 2009

¡Si no quiere acabar bobito, inscríbase!

Pues sírvale como resarcimiento a nuestra profesión lo mal que les va a pintar a los ejecutivos de la granada si usan su artilugio en vez de apuntarse a un curso de lengua extranjera, que es lo que se debe hacer y lo más sano. Según un estudio del Instituto de Investigación Rotman del Centro Baycrest de Investigación del Envejecimiento y el Cerebro de Toronto, quien no sabe al menos un idioma más además del materno tiene muchas más posibilidades -si vive lo suficiente, claro- de desarrollar demencia senil;
“Our study found that speaking two languages throughout one’s life appears to be associated with a delay in the onset of symptoms of dementia by four years compared to those who speak one language,” says Dr. Bialystok, a Professor of Psychology at York University and an Associate Scientist at the Rotman Research Institute at Baycrest.
The study follows on the heels of previous published reports by Dr. Bialystok and colleagues showing that bilingualism enhances attention and cognitive control in both children and older adults. (más)

¿Deberían incluirse cursos de lenguas en los sistemas sanitarios desarrollados?
Aunque la noticia parece tener ya dos años, yo he leído la información en esta entrada del Observatorio Atrium Linguarum.
Publicar un comentario